Parque San FranciscoEl Consorcio Urbanístico para la Rehabilitación de Puerto de la Cruz ha convocado el concurso para la presentación de las propuestas arquitectónicas para el futuro Parque San Francisco. El nuevo espacio albergará un auditorio, la sede del Museo de Arte Eduardo Westerdahl, un auditorio con una capacidad que oscila entre los 700 y 900 espectadores y otras salas para exposiciones y de uso polivalente.

Carlos Alonso ha destacado la importancia de esta actuación para “recuperar un importante espacio cultural en pleno centro del municipio y ofrecer nuevas alternativas que completen la oferta turística del municipio en el marco del conjunto de acciones que estamos desarrollando a través del Plan de Modernización, Mejora e Incremento de la Competitividad”.

Los arquitectos interesados tienen de plazo hasta el próximo día 2 de octubre para presentar sus propuestas. El primer premio del concurso está dotado con 20.000 euros y lleva aparejada la contratación de la redacción del proyecto con un presupuesto de 170.000 euros. Los interesados podrán realizar consultas sobre los aspectos de este concurso a través del correo electrónico:  secretaria@concursoparquesanfrancisco.es.

Las propuestas presentadas deberán respetar al máximo la relación del nuevo edificio con la iglesia de San Francisco y en especial la singularidad que presenta el campanario. Del mismo modo, el proyecto final deberá adaptarse a las parcelas adyacentes.

El auditorio constituye la instalación principal dentro del nuevo espacio y como tal deberá plantearse como un lugar multifuncional que se podrá dividir en espacios de menor aforo según las necesidades para que pueda ser utilizado como espacio escénico, musical, para congresos y reuniones. El escenario principal dispondrá de medidas suficientes para la realización de espectáculos de todo tipo y con acceso directo desde el exterior.

En cuanto al Museo de Arte Contemporáneo Eduardo Westerdahl, tendrá diferentes espacios para ubicar la colección permanente, con más de medio centenar de obras perteneciente al periodo comprendido entre 1953-1965, desde la fundación del Instituto de Estudios Hispánicos hasta que dejó de dirigirlo, otro espacio con lo más destacado del fondo de arte del IEHC desde 1966 hasta nuestros días y por último, un área para exposiciones temporales. Por último, el nuevo Parque San Francisco albergará una zona para tienda y restauración.